¿Seducción y comida son compatibles?

person-2248567_640

Entre la comida y la seducción siempre ha existido un estrecho vínculo, por lo que si tienes habilidades en el arte culinario puedes sacarle provecho a estas capacidades para tener una cita exitosa, especialmente si estás empezando una relación de pareja y deseas sorprender a esa persona que tanto te gusta.

Y es que preparar una cena romántica en casa es una de las mejores formas de seducir a tu pareja y hacer que la chispa de la pasión se encienda. Por ello, En hoycitas.com te revelaremos unos cuantos trucos para hacer que el encuentro sea inolvidable.

Recrea un ambiente atractivo

Nunca olvides que la presentación es sumamente importante para causar el impacto que deseas. Por ello, es indispensable preparar un ambiente agradable y llamativo para estimular los sentidos.

Véase también: Aprende el arte de robar un beso en la primera cita

Pero… ¿cómo? Puedes encender velas perfumadas, colocar música romántica y colocar pétalos por todos los espacios de tu casa. ¡Se creativo!

Invítala antes de que esté lista la cena

Si deseas que la seducción sea más intensa, no olvides que los “juegos previos” son fundamentales, así que también puedes involucrar a tu pareja a que participe en el proceso de preparación del plato, pues el placer a veces radica en este paso y no tanto en degustar el banquete.

Escoge el menú de la cita

La clave para seleccionar el menú perfecto en una cita más íntima, no se basa solamente en el sabor, sino también en estimular otros sentidos a través de los olores, las texturas, las forma y dimensiones de los ingredientes.

Para garantizar el éxito de esta técnica de seducción, se recomienda indagar acerca de cuáles son esos platos que más le fascinan a tu pareja.

Un postre espectacular

¿Alguna vez has escuchado que lo mejor se deja para el final? En este tipo de citas debes tener en cuenta este aspecto, de modo que para complementar tu menú y abrir camino a juegos más íntimos, incluye un delicioso postre con elementos dulces, cremosos o tropicales. Además, no olvides que el chocolate es el ingrediente de seducción por excelencia.

¡Vamos!, cuida estos detalles y verás que lograrás seducir con comida a tu acompañante en una cita más íntima.

Y tú, ¿Qué otros trucos tienes? ¡Compártelo con nosotros!

Sobre el autor:

Kelvin Castillo

Kelvin Castillo es Graduado en Comunicación Social, redactor, editor
y líder de proceso en la producción de información para medios
impresos,radiales,televisivos y online, tanto convencionales como
alternativos.

Anuncios

“Tips” para llevar tu primera cita a la cama

llevarla a la cama en la primera cita

Para poder llevarte una chica a la cama en una primera cita, no existe un manual a seguir que te asegure que tendrás sexo ese mismo día. Sin embargo, es indispensable tener en cuenta algunos tips de seducción a fin de aumentar tus posibilidades de lograrlo.

¿Realmente te lo estás proponiendo? ¿Sí? Entonces HoyCitas te enseñará una serie de trucos para que este primer encuentro termine en una intensa sesión íntima.

Invítala a un lugar poco convencional

Si realmente tu propósito es llevar la primera cita a otro nivel, evita que el encuentro se de en forma de una cena elegante o un evento formal, o que la chica lo relacione con una verdadera “cita”.

De lo contrario, harás que ella active su típico chip mental de “tengo que hacerlo esperar”, una actitud que seguramente adoptó con los hombres anteriores que la invitaron a una cena de gala.

Opta por un sitio más informal como una cafetería. Además, no le insinúes nunca que quieres llevarla a la cama, lo que significa que tienes que dejar que el encuentro se desarrolle espontáneamente. No hagas nada, solo “baila” al ritmo de ella. ¡Relájate!

Mantén la actitud mental correcta

Cuando queremos que una chica se ponga un poco sexual en una primera cita, debemos mantener en un estado mental sereno; pero también conservar ese morbo, así que conversa con ella y en cuanto que sientas que la afinidad ha crecido, lánzale unas miradas un poco calientes (sin parecer vulgar).

Al notar que hay una buena receptividad con ese gesto, seguramente ella entrará en el mismo estado que tu. Y… cuando dos personas están compenetradas, al final sus estados mentales y emocionales coinciden.

Llévala a un lugar solas

Bien, supongamos que la primera cita se ha desarrollado de maravilla y realmente queréis seguir avanzando juntos. Entonces puedes invitarla a un lugar más solitario donde sea posible tomarse unos copas, aumentando así las posibilidades de identificar signos de seducción femenina que pueden traducirse en el deseo de tener sexo.

Los gestos que pueden abrir camino a un posible encuentro íntimo son:

  • Sentarse con las piernas cruzadas, exponiendo sus muslos.
  • Juguetear con la ropa. Es posible que se desabroche un botón de la blusa.
  • Te mira excesivamente a los ojos y después baja su vista hacia tu boca.
  • También observa tu pecho disimuladamente, incluso baja su visión a la entrepierna.

Al detectar cualquiera de estos signos de seducción, tienes que emplear un truco muy importante, así que todavía no tienes el sexo asegurado.

Invítala a tu casa de una forma “inocente”

En una primera cita no puedes decirle a una chica: “Vamos a mi casa para tener sexo”, tienes que hallar un modo inocente de hacerle la invitación.

Por ejemplo: si a ella le gusta cantar, puedes comunicarle que te gustaría escucharla interpretar canciones o proponerle escuchar música de un artista que os guste en común u otra cosa que se te pueda ocurrir…

Tienes que ser creativo y evaluar cada detalle de las conversaciones que habéis tenido y usar un punto en común como excusa para hacer que la primera cita termine en la cama. ¡Inténtalo! No es imposible.